CuatroTipos

Diseño periodístico y más.

Kwikpoint: Instrucciones visuales para una guerra global

Gráficos del instituto ISOTYPE realizados en los años 30, de la Galería “Milestones in the History of Thematic Cartography, Statiscal Graphics, and Data Visualization”, de Michael Friendly de la Universidad de York, Canadá.

HerminioJF.- En los años previos a la Segunda Guerra Mundial, el filósofo y sociólogo vienés Otto Neurath (1882-1945) inició el ambicioso proyecto de crear un sistema de comunicación visual universal, capaz de trasmitir información de manera sencilla, sobre todo cuantitativa, únicamente mediante símbolos e iconos. Con un fuerte compromiso social y progresista, Neurath pretendía hacer accesible a cualquier ciudadano del mundo las estadísticas sociales y demográficas independientemente de su idioma o de su nivel educativo. Fundó así junto con el diseñador Gerd Arntz en 1924 el instituto ISOTYPE (International System of Typographic Picture Education), cuyos hallazgos fueron determinantes para el desarrollo de los códigos de comunicación visuales posteriores, como el sistema de 50 pictogramas de la AIGA para medios de transporte que desde finales de los 70 se han convertido en el estándar norteamericano y en la práctica del resto del mundo. Exiliado de Austria tras el ascenso del régimen nazi en 1934, siguió su trabajo en Holanda, de donde también tuvo que huir en 1940, recalando en Inglaterra donde falleció en 1945 en Oxford. La influencia estilística y conceptual de los trabajos de Neurath y sus sucesores en el instituto ISOTYPE son claramente reconocibles en el diseño de la información contemporáneo, sobre todo en el ámbito de la infografía periodística.

Sistema de 50 símbolos (descarga gratuita desde aquí en EPS y GIF) encargados por el Departamento de Transporte de los EEUU a AIGA (1974-1979)

Sistema icónico de los deportes para las Olimpiadas de Munich 1972 (Otto Aicher)

Así que poco tiene de novedoso intentar buscar fórmulas visuales para comunicarse únicamente mediante imágenes, más allá de las limitaciones idiomáticas. Mucho más en estos tiempos de globalización en las que las fronteras económicas se difuminan y los bienes de consumo se fabrican y se consumen en decenas de idiomas distintos. Los libros de intrucciones contienen cada vez menos texto y buscan explicar tan solo con imágenes, de la manera más intuitiva posible, cómo hacer funcionar cualquier aparato. El éxito internacional de la empresa IKEA no sólo refleja el acierto comercial de distribuir globalmente mobiliario de estilo escandinavo a un buen precio. Sus libros de instrucciones están diseñados para que siguiendo sus ilustraciones nos sintamos preparados para montar una estantería en casa por nuestros propios medios, (aunque a mí siempre me sobra algún tornillo, qué le voy a hacer), de manera que un diseño de la información tan eficaz como mudo se convierte en una pieza esencial de su modelo económico, basado en repercutir en el PVP el ahorro que supone eliminar los costes de logística y personal de envío y montaje

La estética de las nuevas hojas de intrucciones de IKEA las hacen cada vez más cálidas y amigables, lejos del frío y funcional modelo de Neurath en sus isotipos.

Y obviamente no han tardado en surgir parodias en torno a ellas. (Visto en Frikipedia)

Nos enfrentamos cada vez más a un mundo que exige comunicar con imágenes aquello que es demasiado laborioso de explicar con palabras, o que en todo caso, tan solo será entendido por aquellos que hablen nuestro idioma. En el libro Un Mundo Sin Palabras (Index Books, 2003, unos 30 euros) Michael Evamy hace un repaso por diferentes sistemas icónicos que hacen suyos los postulados del Diseño de la Información, en la que la palabra tan solo debe emplearse cuando resulte imprescindible. El libro de Evamy pretende demostrar con más de 300 ilustraciones recopiladas de las fuentes más variadas “la sencilla manera con la que las imágenes y los dispositivos gráficos pueden comunicar todo tipo de información sin necesidad de palabras, aunque de una manera poderosa“, como testimonio de cómo nos movemos hacia un mundo “sin palabras” dominados por “mapas, diagramas, estadísticas, símbolos, logos, tarjetas de identidad y códigos mecánicos”.

Otra buena recopilación se encuentra en el libro de Paul Mijksenaar y Piet Westendorp Abrir Aquí, (Könemann, 2000) que ofrece una divertida muestra “de las soluciones visuales más ingeniosas, fustrantes, atractivas y terribles inventadas por diseñadores e ilustradores para que podamos desenvolvernos más fácilmente entre la tecnología moderna y los productos cotidianos.”. Ya se sabe que Mijksenaar es un nombre a tener muy en cuenta en el diseño de la información (ver reseña de este libro en el blog de Alberto Cairo), pero si el año pasado este libro fue un superventas entre los compañeros de CuatroTipos es por que se encuentra de superoferta. Mi copia en el FNAC me salió por 12 euros, pero ya la he visto a 5.95.

Nigel Holmes (2005), gráfico sin palabras explicando cómo se dan besos en diferentes países.

Para finalizar esta larga introducción, es inevitable referirnos al último trabajo de Nigel Holmes, (el diseñador que con su influyente trabajo en la revista Time a finales de los 70 se convirtió en uno de los fundadores de la infografía periodística moderna), que editó en 2005 un libro llamado “Wordless Diagrams(leer aquí otra reseña de Alberto Cairo, que siempre está al quite con estos libros), en la que se muestran toda clase de explicaciones visuales sin emplear una sola palabra. Sin embargo no hay otra manera de conseguirlo que vía Amazon, aunque con lo de bajada del dólar, los precios de la e-librería están tiradísimos (sale a unos 6 euros al cambio).

Todo el rollo precedente viene a cuento de que hoy en día un ámbito floreciente de la comunicación visual se encuentra en las guías de conversación asistidas con imágenes. La empresa norteamericana Kwikpoint está especializada en crear estos “Traductores visuales del lenguaje”, es decir, pequeñas y coloreadas tarjetas de bolsillo para viajeros que permiten “comunicarse con cualquiera, sin conocer su lenguaje, simplemente apuntando a los dibujos”. Kwikpoint ofrece decenas de estas guías, llenas de ilustraciones simples con una estética casi infantil, altamente especializadas según el uso, el país y el contexto en el que se prentenda utilizar. Por ejemplo las “Law Enforcement” están destinadas a asistir a los cuerpos policiales en sus interrogatorios a presuntos delincuentes que no hablan de manera fluída el inglés. Lo mismo ocurre con las “Medical“, pensadas para ayudar al personal médico a intercambiar información con los pacientes hispanoparlantes acerca de sus síntomas, incluyendo “caídas, mordiscos, heridas, reaciones alérgicas, ingestiones tóxicas, dolor crítico e identificación de enfermedades”.

Sin embargo, lo más sorprendente del nutrido catálogo de Kwikpoint son las guías visuales de supervivencia específicas para los soldados norteamericanos desplazados a los conflictos armados de Afganistán e Iraq. En el caso del “Iraq Marines Special Operations Visual Language Translator”, que puede ser adquirido por el público civil por 14,99 dólares, está específicamente desarrollada para lidiar con toda clase de situaciones, incluyendo “emboscada, robo, trampas, rehén/recompensa e identificación insurgente”, así como nociones básicas sobre la historia y la cultura iraquí, y el catálogo de frases del protocolo “Survival and Command & Control (C2)”, traducidos al árabe iraquí.”

Guías visuales de Kwikpoint para la Guerra de Iraq. Ampliaciones vía BoingBoing

El estilo de estas ilustraciones es simple e inocente, lejos de lo que se podría esperar de la siniestra temática que aborda. Imita el código visual de las impersonales y frías “Safety Cards” de los aviones, que huyen del dramatismo, y presentan siempre a viajeros impertérritos enfrentándose a un accidente mortal en un Boeing 777. Esta desconcertante estética parece desagradar a los chicos de Mentalfloss, que lo incluyen en un listado de los 6 gráficos más inútiles. (Se han hecho referencias a este artículo durante los últimos días en los blogs de Chiqui Esteban y Alberto Cairo). Sin embargo resulta indiscutible su utilidad: si fuera un joven recluta en Iraq sería lo primero que me llevaría a la prisión de Abu Ghraib, por lo que pudiera pasar. Aunque es comprensible que no resulten simpáticas: estas guías agilizan las necesidades comunicativas esenciales en una situación de conflicto armado, de manera que resulte más sencillo interrogar a un militante yihadista, ordenarle que se desnude, que indique la localización de una fosa común o descubrir si los explosivos que almanacena en un zulo contienen una carga convencional, nuclear, química o biológica.

Las guías Kwikpoint imitan el estilo frío e impersonal rollo “aquí no pasa nada” de las “Safety Cards” de los aviones.

Mucho más realista es la tarjeta de vuelo a lo “sálvese quien pueda” difundida en una de las gamberradas de la película El Club de la Lucha (1999).

Hace cien años Otto Neurath, con fines más bien filantrópicos, soñó con un lenguaje icónico común para todos los ciudadanos del mundo, pero está visto que para la guerra global hacen falta esfuerzos semejantes. Porque siendo un “marine” que nunca ha salido de su país, hay que estar preparado para todo; Un día estás jugando al béisbol y tomándote un café en el Starbucks de West Point y a la mañana siguiente te despiertas listo para el combate en medio del desierto a la orilla del Éufrates. ¿Qué hacer entonces?. BoingBoing no duda en recomendarnos estas guías visuales: ¿No habla Farsi o Árabe Iraquí? ¿Necesita pedirle a un prisionero que se tire al suelo y que se mantenga horizontalmente bajo sus botas inmediatamente?: Pues apunte al infográfico“. Y es que el lenguaje visual también puede ser un arma de combate y Kwikpoint se ha puesto manos a la obra para que el idioma no sea un obstáculo más en la sacrificada tarea del soldado universal.

El Soldado Universal. Van Damme Vs. Dolph Lundgren. 1992.

  • Ver los productos de la empresa en la web de Kwikpoint
About these ads

5 comentarios»

  cuatrotipos wrote @

Plas, plas…HJF.
Tu si que “post”.
TG.

  sergio wrote @

te paso un link que te puede interesar.
Hace tiempo que estoy detras de retomar este tema para mi tesis.

http://www.khm.de/~timot/PageElephant.html

  cuatrotipos wrote @

Gracias Sergio

  Diccionarios visuales ¿duyu spik mai languax? « Oyer Corazón wrote @

[...] bueno: Link  CUATROTIPOS que hablan sobre KwikPoint y todo esto de lo que yo tb [...]

  Xevi wrote @

Excelente!


Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 162 seguidores

%d personas les gusta esto: