CuatroTipos

Diseño periodístico y más.

¿Es el verde veneno en los kioskos?


HJF.- El diario El País estrenó este sábado 14 de abril su nuevo suplemento mensual “Salud”. 40 páginas a todo color con las que intenta satisfacer el creciente interés de los lectores en este ámbito clave del bienestar personal, pero sobre todo dar salida a la enorme demanda publicitaria de las empresas que operan en el sector.

El País entra así en competencia directa con el veterano suplemento que El Mundo incluye todos los sábados desde hace 16 años y que tantas alegrías nos ha dado a los amantes del diseño periodístico.

El suplemento “Salud” de El Mundo siempre ha brillado en sus ilustraciones de portada y sobre todo por sus habituales gráficos en color de las páginas centrales, en las que, con algunos altibajos, ha demostrado sobradamente la enorme calidad que sitúa a este periódico en la vanguardia mundial en la infografía de divulgación médica.



Sin embargo, en el caso del “Salud” de El País, la infografía no parece que vaya a ser una apuesta decidida.
A pesar de las enormes posibilidades de tienen las explicaciones visuales en los temas científicos, la única infografía que aparece en el suplemento son unos discretos gráficos estadísticos de barras (ver las páginas bajo estas líneas). Tampoco en el ámbito del diseño ofrece ninguna novedad mas allá de la estructura convencional y tipografía empleadas en otros suplementos de El País, como Babelia.

A falta de mayor aliciente, Salud destaca por incorporar como color dominante del suplemento el color verde. Para ser más concreto un ‘verde-bata-de-cirujano’ bastante reconocible, elegido también por las publicaciones especializadas del sector como Diario Médico o Gaceta Médica.

Pero…¿Es el verde un color maldito?
No se sabe bien porqué, el verde apenas se emplea en las portadas de diarios y revistas. Se le atribuye a Alexander Liberman, que fuera entre 1962 y 1994 Director de Arte de la titánica editora de revistas Condé Nast (Vogue, Glamour, GQ, Vanity Fair, New Yorker…), la lapidaria sentencia: “Green is death on the newsstand!”

Julia Turner, de la revista Slate, comenta en un interesante artículo esta circunstancia, así como sus posibles razones históricas: teorías que remontan este resquemor a los ilustradores medievales, que tenían grandes dificultades en encontrar pigmentos que reprodujeran eficazmente el verde en sus dibujos o al hecho de que se tuviera que emplear el peligrosísimo arsénico para crear las tintas de ese color en el siglo XIX.

Quizás tan solo sea una leyenda urbana, pero el verde ha sido considerado tradicionalmente en la profesión como un color que no funciona, y consciente o inconscientemente los diseñadores periodísticos lo empleamos bien poco como color ‘esencial’ en la identidad de nuestras publicaciones. En el caso español tan solo me viene a la memoria (bienvenidas más aportaciones) la revista de naturaleza GEO, (en este caso el verde parece más que justificado) y los diarios Opinión de Málaga y El Periódico de Extremadura (en cuyas banderas autonómicas el verde es el color principal). Casualidad o no, ninguno es líder en sus mercados.

Un repaso a las principales portadas de revistas del mundo basta para comprobar cómo el color verde es prácticamente inexistente.

Por eso supongo que, de no haber muerto 7 años antes, a Liberman le hubiera dado un infarto al ver la portada de la norteamericana Harper’s Bazaar de enero de 2006. La revista decidió saltarse esta norma no escrita y apostó por vestir a la relativamente poco mediática actriz Julianne Moore de verde, y rodearla de tipografía en verde mientras ella clavaba sobre la cámara sus cautivadores ojos verdes.

Esta portada fue considerada por la American Magazine Conference como una de las mejores portadas de 2006, después de que contra todo pronóstico aumentaran ese mes las ventas de la revista hasta un 10%. El jurado destacó esta circunstancia: “Si Harper’s Bazaar hubiera hecho una investigación en portadas, quizás nunca la habría publicado. Lo que demuestra que la primera regla de una portada exitosa es que no hay reglas”.

PD.- Aplaudo la valentía de Haper’s Bazaar. Todo un ejemplo para los que nos aferramos a los azules, rojos y naranjas para esto de los colores de referencia. Pero yo sigo sin verlo muy claro. “Salud” de El País no compite directamente en el kiosko con su portada, y por si acaso, seguiré dejando lo del verde para los conciertos del fin de semana.

9 comentarios»

  Dobiol wrote @

Otro ejemplo, este obvio, de apuesta por el verde: Green, la revista corporativa de Greenpeace.
Y tengo otro muy a mano, ya que es un trabajo reciente: un periódico mensual de economía de corta vida, puesto que acaba de desaparecer (pero eso ya es otro post). ¿Porque verde? Ni idea, pero seguro que el gerente de dicha publicación no había oído hablar del tal Liberman.

  HJF wrote @

Vaya Dobiol: vestido de amarillo murió Molière, y vestido de verde murió Inversval. Cada profesión tiene su color maldito. Una baja más que sumar a la la profecía mortal de Liberman.

  Xan Sabarís wrote @

El Progreso de Lugo tiene un filete verde bajo su mancheta. También (y este verde ya va en serio) la edición de El Progreso para la comarca de A Mariña es verde.

Ahí se pueden ver las dos portadas (en un tamaño malo, la verdad)

http://www.elprogreso.es/registro.asp

  Xan Sabarís wrote @

Perdón.

El enlace bueno para lo de El Progreso es: http://www.elprogreso.es/pdf.asp

  Chapa y pintura para daltónicos « CuatroTipos wrote @

[…] Más sobre el color en CuatroTipos: ¿Es el verde veneno en los quiscos? […]

  Time en verde y la memoria de Iwo Jima « CuatroTipos wrote @

[…] Porqué el verde es tan impopular entre los diseñadores en ¿Es el verde veneno en los kioskos? […]

  Time se apunta al verde « The New Blog Times wrote @

[…] asunto no sólo plantea reflexiones interesante para revistólogos. También los veteranos de Iwo Jima han querido aportar su granito de […]

  Israel Mendoza wrote @

En México existe un diario deportivo de nombre ESTADIO y su cabezal es en color verde y en interiores se ocupa tanto para las distinción de secciones como para recuadros.

Y se ha colocado como el segundo diario de importancia.

  Adiós Pekín, o la nostalgia cromática « CuatroTipos wrote @

[…] es el deporte omnipresente y ese desagradecido verde del campo de fútbol (ese mismo verde, que Alexander Liberman calificaba de “veneno en los kioskos”) impregna todas las fotografías. Sin embargo los deportes olímpicos, tan variados en técnica y […]


Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: